Manos a la Coima ( quincuagésimo primer dominical 2.016)

Manos a La Coima




www.jorgemoncada.co 
La coima para la clase política colombiana es la parte ovoide del cuerpo que se aposenta sobre el cuello. Allí se incuba un deseo insaciable: el lucro impúdico.

“Quietos en primera”, desmonte la reforma tributaria. La clase política colombiana no tiene autoridad moral para subir impuestos y no bajar gastos de funcionamiento. El Estamento político ostenta los más altos niveles de corrupción de la vida republicana. Las diferencias ideológicas de los actores políticos se dirimen o se resumen en prebendas, chantaje, o encochinamiento de ida y vuelva. La competencia del villano perfecto: el reto consiste en: Quién es él más afinado timador, embaucador, estafador, ladrón y embustero.

El despilfarro, los gastos excesivos en publicidad, el clientelismo y la burocracia salen caros para los contribuyentes. Las demandas al Estado y las perdidas por improvisación de ejecuciones, sobrecostos;  facturan billones.  

Intrínseco en el desempeño político y culturalmente aceptada es la  “mermelada” (coima, chantaje, extorsión, cohecho), son parte del ADN de la clase política y los gobiernos. Un ejemplo In-roburizado es el gobierno Santos, que se inventó el término “mermelada” para repartir coimas a cambio de votos estratégicos en  órganos colegiados cómo Concejos, Asambleas y Cámara y Congreso de la Republica. A cambio de obras regionales financiadas con dineros del sistema nacional de  “regalías” del petróleo o los llamados en el bajo mundo: cupos indicativos para inversión regional de los parlamentarios.

 Con la frase: “lo malo de la rosca es no estar en ella”, los nuevos funcionarios con méritos o sin ellos, enfrentan la prueba trascendental del libre albedrío. Deben escoger entre: seguir sin tropiezos la carrera administrativa, aceptando la “mermelada, ají, coima” cómo quiera llamarla o no entrar a la “rosca” de la de-meritocracia y decidir no untarse de corrupción. Dando un paso al costado, antes de profundizar las insinuaciones de cohecho y por prudencia evitando el –hecho-, de quienes son participes del desangre del Estado.

Asomarse al engranaje institucional, funcionamiento, y prácticas políticas da escozor o gozo. No hay punto intermedio, o es de “la rosca” o le amellan la tuerca.

Tampoco sirve denunciar o pedir legislación anti-corrupción. “Todo lo que diga podrá ser usado en su contra”.

Por eso, debemos decirle a la clase política, ‘manos a la coima’, y apoyar, publicar y reproducir las noticias sarcásticas, inventadas y virales del imaginario colectivo, de la “postverdad”, de los emberracados.

Los medios de comunicación tradicionales están hackeados por las redes sociales, perdieron la batuta de la información y no tragamos entero. Sino que hacemos tragar la inutilidad del monopolio informativo que llevó al mundo a la situación actual.

En homenaje a muchos mártires del libre discurso, conocimiento público y libertad de internet (creative commons). No pido  un minuto de silencio, sino una eternidad compartiendo (sharing). 

Jorge Enrique Moncada Angel 

Deforestación (cuadragésimo séptimo dominical 2.016)

Deforestación

Follow @JorgeEMoncadaA



Tengo deforestado el corazón, el civismo, la cultura ciudadana, la fe en él otro y la creencia en cualquier liderazgo en pro del  bienestar común de mis paisanos. 

No es la deforestación de los individuos arbóreos, permitida, aceptada y normalizada por las fuerzas vivas de una ciudad, la que causa el más grande deterioro ambiental…NO. Es el calentamiento global, la actitud frente al “quejoso” ambientalista, tildado de“enemigo del progreso”, agredido, asesinado y perseguido por el estamento en general. 

Dicha persecución y estigmatización es parte de la estrategia para ejecutar sin problemas, ni tropiezos las obras contratadas, sin tener en cuenta la defensa de lo ambiental. 


Desde que inicié acciones para detener la tala de los samanes de Cartago, siempre me embargó el temor de no lograr el cometido. Cuál es: la buena educación y la defensa de las zonas verdes y espacio público. De lo contrario, al fracasar, se deseducaría. Se daria paso al NO futuro: juventudes que creerán que talar árboles, es sinónimo de progreso. Generación de ciudadanos indolentes  y gestores de políticas depredadoras en su entorno natural, anti-políticas en función de la búsqueda del lucro y no de la conservación y sostenibilidad.

La vigencia paisajística de los árboles es los centros urbanos, pasó a segundo plano.  En las ciudades, ya no tenemos árboles o casi no. Pero lo más preocupantes es: estamos dejando un negativo ejemplo a los nuevos agentes sociales para que no les importen los árboles, la naturaleza y/o se guíen por el lucro, más no por el sentido común de estar ligados a los mencionados entes por la necesidad intrínseca humana de respirar oxígeno, que los mismos árboles producen, siendo además descontaminadores de las poluciones. Además efectivos capturadores de CO2, que emanan las actividades humanas como la quema de combustibles fósiles para el transporte, industria, y la emisiones propias de los hogares.



La deforestación es un régimen de terror ciudadano, por su connotación totalitaria, deja huella de angustia existencial en sus víctimas y victimarios. Trascendiendo una  plantilla de sistema opresor: aprendida y aplicada por ambos. El dolor causado a las víctimas en ciertos momentos es replicado por acción u omisión- motivado por las circunstancias, inducido por la propia o extraña determinación de repetir el único ejemplo que conoce: dañar, talar y destruir.

Repetir, repetir y repetir malos ejemplos, son las consecuencias que deja la administración de la doble moral política y administrativa. ¿Para qué se politiza y monetiza la gestión ambiental?, sino es para cohechar con firmas de ingeniería, empresas mineras o acceder a puestos administrativos para sentenciar  vía resolución gobernativa la muerte de árboles, intervención de ecosistemas endémicos completos, autorizar las fumigaciones con glifosato en selvas de Colombia, autorizar rellenos sanitarios, minería en páramos, minería cerca a centros urbanos, minería en estrellas hídricas y ser cohorte de expropiación, desplazamiento forzado, desapariciones y demás vejámenes que trae la locomotora minera 100 % estatal, 100 % privado, extractivista, desmembradora territorial y social. Todo lo anterior es cercanamente descriptivo y fidedigno testimonio de lo hace el ministerio del medio ambiente y las corporaciones autónomas.
¿Cómo reforestar nuevamente el corazón de las personas?, creo que resarciendo el daño causado a los movimientos ambientales, por usurpación ideológica que padecen y deteniendo las vías de hecho y anquilosamiento en contra de su misión, labor e impulso. 

Jorge Enrique Moncada Angel

El Peligroso Espacio Público Privatizado (Décimo Cuarto) Dominical

Los Parques Políticos de Cartago
El Peligroso Espacio Público Privatizado


Jorge Moncada Angel
No me gano enemigos que ya tengo, ni loterías que no compro, son 20 de pecho para defensores del espacio público privatizado.

Grupos jerárquicos con sobrada influencia política,  defienden sus derechos quitados a otros con muestras de carácter irascible, conflictivo, sectario,  sátrapa, ostentando en comodato un parque de ciudad,  un espacio público, es este caso, el Parque Luis Alfonso Delgado de Cartago, frente a bomberos voluntarios. Esto nunca debió ser, es una práctica que no debe repetirse en una población con clase política de características ya  mencionadas, que contrasta con  una base popular sobrada de buena gente.
Lo digo, porque en mí acontecer como ambientalista de pueblo, jamás he teniendo palabra entera con protagonistas, antagonistas o detractores ideológicos. Tal vez medio vocablo de interpretación de mi origen burgués, al defender causas populares ambientalistas, pero no ha pasado de un “pero con mucho respeto” de un pitbull.  

Aunque los directos comodatarios del Parque Luis Alfonso Delgado, me instaron a escribir mí epitafio, amarrarme la soga y me dieron de baja desde el vocabulario, muchos días antes de la puesta en tablas de la campaña política para Alcaldía y Concejo. Sin tener en cuenta que todos estos ítems son contrarios a la “Teoría Del Mundo Hostil” que rige mi vida, desde la resistencia. 




Como he señalado, desde el inicio de mí columna dominical número 14 del 2.016, los comodatarios del Parque Luis Alfonso Delgado, es un grupo jerárquico, con visos políticos, de los cuales he podido relacionar varios elementos accionantes: jurídico Cámara de Comercio de Cartago, ex representante a la Cámara (vinculado con la salud), actual diputada del Valle, afines gobernación del Valle, compartidarios Alcaldía de Cartago, Cámara de Comercio y gerencia Norte. No es de sorprender que desde ese sitio expoliado a la comunidad gobiernen a Cartago con las vísceras, cubriendo su oscuro proceder con la cortina de los bordados y el turismo del pueblo.

Analizando el caso, llegué a la conclusión, que debo  ser sentado en un tribunal de arbitramento, por mis señalamientos temerarios. Aunque surge la pregunta ¿Quién sería el árbitro en Cámara de Comercio de Cartago, sí está sentado en el banquillo de los acusados?

Favor no privatizar los parques de la ciudad para evitar soliloquios dentro de ellos.

No compré boleta para representación en dicho lugar, ni opiné a favor o en contra de su ubicación hasta la publicación de esta columna. 

Jorge Enrique Moncada Angel
Revista Virtual de Opinión Pública
www.modapolitica.co  

Cartel De Papá Noel (Profesor Lockus)

Cartel De Papá Noel
Soy un buen detective, me enfrento a perfiles, in-investigablesin-imputables e inmaculados; llamados, el  Cartel de Papá Noel,   nadie creería que Papá Noel tiene un Cartel del crimen organizado alrededor del mundo,  con vínculos con todas la organizaciones delictivas del orbe.
Un ejemplo muy claro de su proceder, perfil de miembros y modus operandi de la organización, es  el caso del “Profesor lockus” en Colombia, un individuo que se hizo célebre por pelar nalgas a estudiantes, en Universidades Públicas en Colombia y  crear un pogromo a sectores caracterizados por su carácter, luchador y contestatario al centralismo Bogotano, que asfixia a las regiones, con cargas impositivas de impuestos, extracción impositiva de sus recursos naturales y desmejoramiento impositivo del  ambiente sano, que por lustros,  han  disfrutado Ciudades, regiones y campos, hasta la llegada del Cartel de Papá Noel y su pogromo de espada y zanahoria.


Revestidos de políticas juguetonas, chistosas y ridículas, avanzan de carcajada en carcajada, licenciando devastación, profundizando flagelos sociales, como narcotráfico y prostitución, matizando con terapias milagrosas de integración social a terroristas, criminales de lesa humanidad, con segundas  oportunidades de cannabis  a ovejas de camisas pardas, pero  castigando brutalmente al ciudadano del común, por no ser más que temerosos sujetos del derecho de las  minucias de la ley y su brutal aplicación al desvalido.
En el mandato del cartel de Papá Noel, las ovejas de camisas pardas, se van vengar, con un pogromo y  holocausto clásico,  promovido por la propaganda estatal y financiado con la muy afamada y aceptada mermelada del “Profesor lockus”.
Nota Editorial: contrato  para fritar,  re-frito.

Cartago y El Estigma De Ser Puro Pueblo

Los últimos representantes no son del pueblo de Cartago, No son Cartagüeños, los principales directorios Políticos no los manejan los Cartagüeños, eso no quiere decir que los Cartagüeños seamos   mejores!!,  eso no estaría mal si hicieran las cosas bien!!, pero son un desastre, son un estigma,  el mal llamado puro pueblo y su poder popular; realmente es un estigma  difícil de quitar casi imposible  de  borrar con obras positivas, porque aparecen en la oposición de cualquier obra ajena y en la  socialización de todas las propias  de la Villa de Robledo porque tiene la entereza dictada desde las alturas de estar hasta en la movida de un catre, son la tilde que descolla al final de las campañas Políticas municipales, colocando  el sello de aceptación para seguir con la mala fama  importada e impuesta. Ante este pavoroso panorama de resignación de los habitantes de Cartago, nos queda acudir al olvido de borrar nuestra memoria para no pasar de cobardes ante la comunidad nacional e internacional y crear todo tipo de acontecimientos  para tapar esta realidad que apabulla la valentía natural de los seres humanos ante la amenaza de entregarle al “Aprehendido”  discurso de los 7 pecados Capitales de las izquierdas el uso de nuestro futuro como comunidad con esta formula de  Pecados que son: repetición , imitación, reflexión, duplicación, reinvención, imposición y coacción; todos ellos administrados y aplicados a perpetuar un discurso que suena bonito pero que atrasa el desarrollo de los pueblos, la ventaja es que son pecados y no mandamientos, de lo contrario ya me hubiera declarado derrotado por la formula de Poder Popular Puro Pueblo y la afirmación de tener que ser profeta en tierra ajena.















La Evolución del Ají a la Mermelada (Corrupción)

Tu Voto En Blanco, Pintalo de Negro
La Evolución Del Ají a la Mermelada #ElAjí #LaMermerlada
Pareciera un juego de obstáculos  vivir la Política diaria del Municipio de Cartago entre la evolución de ají a la   mermelada para la tostada Nacional , El rey del monte “El Tigre” decía  “No me gustaba el ají … me  gusta en rama”  y Nos deja la gran enseñanza de querer compartir con todos nosotros ese suculento manjar #ElAjï que por cuenta de la nueva ley de regalías se llama “Mermelada”, que es muy apetecida, peleada, aruñada y hasta plasmada en Proyectos necesario para el municipio o como los malecones Del Rio La Vieja diseñados por los contradictores de la existencia de la Isleta, que se hagan pero que se hagan mal.( )Ese obstáculo del fantasmas de los proyectos mal diseñados y mal elaborado debe de tener nombre, domicilio, celular y muchos intereses económicos públicos y privados del cual saca una gran tajada por su inoperante silencio comunal. Pero el gran obstáculo es  la evolución del ají burocrático, local y provinciano a la mermelada para la tostada Nacional, ya que mientras se acompaña una buena empanada para gobernar con los amigos, se cambia a una tostada más grande que una baguette que está hecha para que indigeste en su ejecución o que sea considerada virginal tostada  para ser aprobada y en uno de tantos requisitos que No  tenga nada que ver con su antecesora la empanada, por su origen humilde, campesino pero luchado trono de decir que salió adelante repartiendo ají pero que ejecuta mal para construir y después destruir que es el  verdadero negocio, esa es la verdadera razón por la que estamos llenos de acueductos, acuaparques, puentes, velódromos, aeropuerto, coliseos deportivos, plazas de mercados, bibliotecas, terminales de transportes y  muchos otros proyectos para elefantes blancos que son vigorosos monumentos al despilfarro y al deterioro ambiental cual es el precio a pagar para ser considerado parte de la tostada nacional  que se come callada  probando finura comiendo ají.